Videojuegos que ayudan a resolver los problemas de la física cuántica



Jugar es una herramienta esencial para todos los seres conscientes. Nos ayuda a aprender y evolucionar en nuestra vida. Pero, en el caso de los seres humanos, puede ayudarnos de una forma más práctica si cabe. Por ejemplo, podemos utilizar un videojuego para resolver problemas tan complejos como los que plantea la física cuántica . Sí, algunos problemas que la supercomputación no es capaz de analizar adecuadamente, no son rivales para la mente humana cuando se trata de jugar . Aunque pueda parecer una afirmación un tanto exagerada, lo cierto es que no es la primera vez, ni será la última, en la que un videojuego ayude a solucionar un problema complejo del que las máquinas no han podido hacer cuenta.
"Velocidad cuántica"
En el artículo publicado recientemente por Jacob Sherson y Sabrina Maniscalco en Nature muestran como la "gamificación" puede ser una herramienta estupenda para la física cuántica. Y es que las operaciones asociadas a la computación cuántica requieren de una ejecución muy rápida para asegurar su funcionalidad. Sin embargo, si el tiempo en el que se realizan es demasiado corto, la precisión de la operación puede verse comprometida. Sherson y su equipo ha desarrollado una plataforma online para jugar. Pero no son juegos normales. La plataforma presenta algunas de las operaciones realizadas en computación cuántica como si fueran diversos juegos . Con nombres como "Quantum Moves" o "Quantum Shooter", los investigadores han trasladado al mundo de los videojuegos los cálculos más "duros" de la física cuántica.
Quantum Moves | ScienceAtHome
Por ejemplo, " Quantum Moves " trata de resolver el problema que comentábamos antes, ajustando los valores de optimización de la velocidad en una operación cuántica. En otro juego llamado "BringHomeWater" también se trata de resolver un problema cuántico de optimización que las supercomputadoras no han conseguido solucionar. Pero el jugador solo verá átomos que coleccionar y mover , cada vez más rápido, hacia su objetivo. Las estadísticas obtenidas, sin embargo, ayudan a resolver el problema de física cuántica acotando los rangos y valores. "Quantum moves" simula un átomo y sus propiedades cuánticas. Los movimientos del jugador simulan al átomo y ayudan a afinar los valores que se usarán en la instrumentación real. Por el momento, los juegos consiguen obtener datos fidedignos donde la optimización puramente numérica ha fallado, dando unos resultados mucho más satisfactorios.
El juego como herramienta
Los algoritmos diseñados, a veces, se quedan cortos a la hora de determinar ciertos valores. Todavía no comprendemos la profundidad y complejidad del análisis que es capaz de realizar nuestro cerebro. Pero está claro que podemos afinar en procesos que parecen imposibles de manera consciente. Este proyecto no es el primero que ha usado esta capacidad en su beneficio. Otros juegos ya han ayudado a resolver problemas complicados y no resueltos por la informática . Así, hace un tiempo, otra universidad desarrollo un juego con el que los jugadores tratan de ayudar a "construir" adecuadamente una proteína . La estructuración proteica es un tema complejo y que requiere de análisis supercomputacional. Sin embargo, las estructuras que se habían mostrado esquivas hasta la fecha fueron resueltas gracias a la colaboración (y el juego) de miles de usuarios. Otro ámbito donde se ha empleado la gamificación como herramienta científica ha sido en el "mapeo" neuronal y sus circuitos.
Fold it, un juego para ayudar a la biotecnología
La plataforma creada por estos investigadores ha conseguido que más de 10.000 personas jueguen a ella, con más de 500.000 partidas. Con estos datos, el equipo de la Universidad de Aarhus y a está implementando nuevos valores a su método de análisis . Con estos resultados se pone de manifiesto que la gamificación, el uso de un contexto de juego cuando no le corresponde, usualmente, es una herramienta muy poderosa. Y es que, como decíamos al comienzo, los animales conscientes, y en especial el ser humano, aprendemos jugando. El juego supone una liberación de nuestras capacidades analíticas. Como vemos, bien encauzado puede suponer una solución increíblemente poderosa a todo tipo de problemas.